Bajo la Luna Nueva de Noviembre 2021

Arte y texto por Danah

*Si prefieres escuchar este artículo puedes hacerlo pulsando AQUÍ.

Este mes de Noviembre comienza con un portal muy poderoso de agradecimiento y de despedida, unos días en los que honramos nuestro linaje, a nuestros ancestros, al pasado que vino antes que nosotros para integrarlo, dejar atrás lo que no es nuestro, y poner el foco en la materialización de nuestro deseo.

El 1 de Noviembre se celebró una festividad ancestral de muchas maneras diferentes alrededor del planeta, como viene haciéndose desde hace tiempo para honrar a nuestros muertos, honrar la oscuridad fértil de la cuál emana la vida. Del mismo modo, la luna nueva de noviembre, a pesar de ser nueva, nos trae una energía de despedida y agradecimiento, y no tanto una de poner intenciones..

También en estos días se da en las tradiciones del Hinduismo, Budismo, Jainismo, y otras de India y Sudeste Asiático, las celebraciones de Diwali, el festival de la luz, que también conmemora entre otras deidades y figuras, el retorno de Rama con su mujer Sita, tras derrotar al demonio Ravana, con la ayuda de Hanuman, en la isla de Lanka, como cuenta la gran épica India Ramayana.

Diwali representa la derrota de la oscuridad por la luz y simboliza en parte la noche en que Rama y Sita vuelven de sus 14 años de exilio a su reino Ayodhya, que al haber sido una noche de luna nueva y por tanto oscura, todo el mundo encendió una lámpara (diya) para crear el camino que les guiase al hogar.

Se honra además en este portal a la diosa de la abundancia, Lakshmi, a lo largo de los cinco días de celebraciones. Es un festival de luz, honor y agradecimiento a los ancestros, y a lo heredado, pero también uno de individualidad e independencia. De abundancia en su forma más sutil; la libertad. 

Estas energías nos hablan de que es momento de agradecer el camino andando incluidas sus derrotas y sus obstáculos. De integrar la sombra y la oscuridad que también nos pertenece. Tomar responsabilidad de nuestro pasado, el nuestro, y no el de otros que nos pesa. Y con la bendición de aquello que sí nos pertenece y nos apoya en nuestro propósito, seguimos adelante.

La luna nueva ocurre el día 4 de noviembre en el signo de Libra, concretamente en Swati Nakshatra, cerca de la brillante estrella Arcturus

Libra nos habla de la balanza que mantiene su integridad compensando pesos, compensando gravedades, ya sean físicas en nuestro cuerpo, mentales en nuestros pensamientos, o emocionales en nuestras relaciones. Esta luna nos invita a hacernos la pregunta: ¿cuáles son mis verdaderos valores? ¿Cuál es mi ética, mi disciplina? ¿Cuál es mi verdad?

A su vez, el símbolo de Swati es la espada. Una espada tan necesaria para encontrar ese equilibrio que tanto ansiamos sentir corpóreamente. Recordemos que la integridad debe darse en todas las capas de nuestro ser, desde la más física, hasta la más sutil. Es momento de cortar con aquello que nos saca de nuestro centro, ya sea un hábito o una relación. Es momento de saber por qué estamos dispuestos a luchar, si tuviéramos que hacerlo. En estos tiempos poderosos de agradecimiento al pasado, el cosmos nos regala también un momento para dejarlo ir, para dejarlo transitar su camino. En realidad dejar ir es sinónimo de integrar. Integrar el todo en cada parte, y cada parte al fin en su lugar en el todo. En equilibrio. En armonía. En libertad. 

Este símbolo me recuerda a ser totalmente sinceros con nuestra alma. Ser honestos con nosotros mismos. En el Ramayana, cuando Sita es raptada por el demonio Ravana y a pesar de ser maltratada, siempre respetó a su marido Rama. Pero a su vuelta, las gentes comienzan a faltarle al respeto y a dudar de su pureza. Al final, Sita prefiere ser engullida y tragada por la Tierra. Desaparece porque el mundo no está listo para su presencia encarnada divina. Recordemos que Rama es una reencarnación de Vishnu, el que sustenta y mantiene el dharma, y Sita es una reencarnación de Lakshmi, diosa de la abundancia que nos trae siempre la prosperidad. Sus energías mueren para volver a renacer en un ciclo sin fin, vienen y nos enseñan diferentes versiones de nosotros mismos reflejados en los dioses que nos acompañan. 

Otro de los símbolos que se asocia con Swati Nakshatra es un brote o semilla mecidos por el viento. A la vez, la deidad de Swati es Vayu, personificación del Aire/Prana o Energía Vital en la forma de este dios, Dios del Viento. Nos habla de mover la energía en nuestro cuerpo, a través de prácticas físicas, de alimentación y de respiración, de rutinas diarias equilibradas en armonía con el entorno en el que vivamos, y también nos habla de integración psíquica y somática de las imágenes, símbolos, visiones, memorias, que nos entrega nuestra alma en su imaginario tan rico tanto individual, como colectivo, el Anima Mundi, el Alma del Mundo.

Este Nakshatra tiene una estrecha relación también con la diosa Saraswati, personificación de la creatividad, la inspiración, el conocimiento supremo, el discernimiento creativo, el alto intelecto corporal-mental-emocional-energético. Ella abre la puerta a la integración de manera creativa. Una nueva manera de sentir tu historia, en tu cuerpo, con su propia inteligencia que no tenemos porqué entender, pero sí podemos aprender a confiar en ella. Independientemente de todo lo que creías ser porque te lo han contado, enseñado, reflejado. Porque aprendiste de muchos que no veían, que no querían quitarse el velo de los ojos. Y te perdonas y dejas ir por aquello que se ha quedado obsoleto en tu memoria, en la memoria del alma.

La luna nueva de noviembre trae muchas oportunidades de cerrar ciclos y cortar con patrones pasados, incluso aquellos que nos anteceden y que aún cargamos en las células del agua de nuestros cuerpos, de nuestra tierra y raíces internas, memorias pasadas en nosotros. Es una gran oportunidad para ver todas las caras de este maravilloso espectro de realidades y velos. La luz de Diwali, la oscuridad de Samhain, la abundancia de Lakshmi, la inspiración de Saraswati, la energía de Vayu, la devoción de Hanuman, el dharma y hacer correcto de Rama, y el amor y compromiso consigo misma de Sita… todas estas energías nos apoyan al igual que nos apoyan nuestras propias memorias y experiencias, nuestros propios ancestros, linaje, nuestra propia historia. Sólo depende de nosotros mismos aprender a escucharla y contarla, para seguir viviendo nuestro mito día a día.

RITUAL DE LUNA NUEVA

Para este Ritual sólo necesitas tu respiración. 

Siéntate o túmbate en un lugar cómodo, silencioso, y con tiempo para interiorizar.

Cierra los ojos o déjalos entreabiertos y comienza a respirar de manera natural. Inhalando y exhalando de la manera más en sintonía con tu momento vital, tu cuerpo físico, energético, mental, emocional… Quédate allí unos instantes sintiendo tu cuerpo y el movimiento de tu respiración.

Poco a poco, trae tu atención al centro de tu cuerpo, en el centro mismo entre tu abdomen y tu espalda observa la respiración moverte. Observa cómo entra y sale la energía de tu cuerpo y visualizala de la manera que te salga más natural en el momento; un color, una luz, una sensación, un símbolo, una memoria, una palabra… Quédate aquí unos instantes.

Toma conciencia ahora de las sensaciones corporales. Las zonas que se sienten más en tensión, más pesadas. Observa cómo con cada exhalación puedes sentir ese peso y bajarlo hacia la tierra. Con cada exhalación visualizas la energía bajar por todo tu cuerpo y de nuevo hacia la tierra, hacia abajo. Enfoca tu atención en tu exhalación unos instantes sintiendo este movimiento de energía hacia abajo. 

Ahora, toma conciencia poco a poco de tu inhalación. Déjate llenar de aire y energía, deja que tu pecho se abra y expanda, al igual que tu abdomen. Enfoca esta vez tu atención en la ligereza del aire, de tu cuerpo abierto hacia la vida, de la inhalación, de la luz, de la energía que sube de abajo hacia arriba. Quédate aquí unos instantes estando presente con cualquier imagen, memoria, sensación que se despierte en tu cuerpo-mente.

Poco a poco trae de nuevo tu atención al centro mismo de tu cuerpo-mente-ser. Enfoca tu respiración en ese lugar sintiendo el equilibrio entre las energías que van de arriba a abajo, y de abajo a arriba. Quédate aquí sabiendo que toda energía vital siempre tiende a volver al equilibrio. Todo vuelve al centro.

Disfruta si quieres unos instantes más aquí, y recuerda a lo largo de esta quincena de luna nueva y creciente, que siempre puedes volver a tu centro, al equilibrio. 

Muchas gracias por estar aquí y feliz luna nueva,

Danah

BAJO LA LUNA NUEVA DE NOVIEMBRE: TALLER ONLINE

El jueves 4 de noviembre daré una clase especial online sobre la luna nueva en Libra, en Swati Nakshatra. Movimiento, respiración, meditación, relajación, simbolismo somático… Si te quieres apuntar, contáctanos. Muchas gracias!

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s